El Branding Interno y cómo conseguir empleados embajadores de marca

ago 23, 2018 - 4 minutos de lectura

En un mundo cada vez más digitalizado, el contacto directo con otras personas se está perdiendo. Las empresas están haciendo grandes esfuerzos para crear y promocionar su identidad. Aún así, la experiencia física sigue siendo algo relevante en la relación con los clientes, y nuestros empleados son la principal cara visible de la empresa, y la fuente más fiable y creíble para hablar con nuestra organización. Por ello es fundamental escucharlos y motivarlos, ya que son los encargados de inspirar y guiar a nuestros clientes. El fundador de Virgin, Richard Branson, afirmó que:

“Los clientes no son lo primero; los empleados son lo primero. Si cuidas de ellos, ellos cuidarán a tus clientes”. 

Trabajar desde dentro para reforzar nuestra marca hacia afuera

El Branding Interno se centra en comunicar al empleado la cultura de marca, la experiencia de pertenecer a nuestra empresa. Cada compañía posee una identidad propia, una cultura que la forma y la constituyen como marca. La comunicación interna tiene mucho que aprender de su hermano mayor, la comunicación externa. Si el Marketing es fundamental para fidelizar clientes, sus estrategias pueden ayudar a que nuestros trabajadores internalicen la imagen y propuesta de valor de marca, del mismo modo que hacen nuestros clientes, inversores y proveedores.

Las empresas necesitan poder conectar con sus empleados, comunicarse eficientemente con ellos, hacerles partícipes del proyecto y construir una cultura de empresa adecuada. Por lo tanto, la comunicación interna no es un altavoz o un panel para colgar noticias, sino una oportunidad de crear el espacio común en el que los trabajadores puedan desarrollarse como profesionales y como personas.

52678101_l

¿Qué es el branding interno y cómo fortalece tu marca?

El branding interno debe ser entendido como una experiencia, una narración en el que hacemos partícipes a nuestros trabajadores. Debemos dar a la marca, un rol participativo, dinamizador, que hable de algo más que de negocios y que conecte con los intereses de los empleados.

1. Pasar de cultura deseada a cultura vivida.

Comunicar con los trabajadores implica un storytelling propio en el que participen y acciones que generen experiencias, emociones y espíritu de pertenencia con la organización.

Todo aquello que contamos y vivimos juntos construye nuestra cultura de empresa y define la propuesta de valor, dejando de ser simplemente un producto para pasar a ser una experiencia vivida en primera persona. Hay que crear una identidad a través de una conexión emocional trabajador-empresa.

2. Formar parte de la comunidad: nuestra marca.

Una mejor comunicación refuerza las relaciones y establece nuevos nexos de unión. Un espacio eficiente en el que compartir vivencias profesionales cohesiona a la vez que facilita el intercambio de conocimientos. Los empleados deben sentirse parte relevante del proyecto, y para ello debemos escucharlos y atender su necesidades.

Tu empleado no es parte de tu audiencia, es un actor principal en el proyecto de tu empresa.

44792907_xxl

3. Los trabajadores como embajadores de marca.

En línea con el punto anterior, lograr que un trabajador sea el principal embajador de una marca requiere incrementar el compromiso a través de hacer partícipe al empleado del proyecto común como organización.

Un trabajador motivado es el mejor estandarte que tenemos como empresa, la cara visible de nuestra marca. Las personas quieren sentir que lo que hacen tiene un impacto, y la posibilidad de desarrollarse personal y profesionalmente fideliza, crea compromiso y capta talento.

Una comunicación interna eficiente alinea, motiva y cohesiona a los trabajadores. De nada sirve invertir en marketing si la información no es asimilada, pues son ellos los encargados de transmitir la información y experiencia al cliente.

La clave es conseguir empleados orgullosos de formar parte de nuestra organización. 
Comparacion Plataforma comunicacion interna empresas
Eduardo Aizpun

Escrito por Eduardo Aizpun

¡Hola, hola! Soy Edu y estoy al cargo del Contenido de Marketing de Speakap en España.